21 may. 2011

Sopa paraguaya


 ¿Cómo? ¿una sopa sólida? ¡si! así es la sopa paraguaya, un pastel salado a base de harina de maíz, emblema gastronómico del Paraguay.

 No se sabe exactamente el orígen de esta sopa, pero se cuentan varias historias y anécdotas. A continuación, les transcribo un escrito que tengo de hace años, de unos fascículos del diario Última Hora de Paraguay, leyenda o verdad, no lo sé, pero si sé que éstas historias son entretenidas y le ponen magia a platos típicos, como muchas veces sucede en la cocina, de un error salen platos magníficos:

 ''Esta que les voy a relatar, me viene de familia y fue transmitiéndose en forma oral de generación en generación.
 Cuenta mi mamá que una tía suya, Sofía Becker, solía comentar que en su familia, los Becker de Ypacaraí, tabajó muchos años una señora llamada Teodora, a quien decían ''xeñora'' (ama de llaves).
 Teodora era descendiente de la que había sido la ''maxú'' (cocinera) del Presidente Carlos Antonio López, la que había narrado que al presidente le gustaba mucho el ''tykueti'' o sopa blanca elaborada con leche, queso Paraguay, huevo y harina de maíz (ésta se le agrega para dar más cuerpo y espesar el preparado).
 Todos los días la ''maxú'' preparaba el delicioso plato... pero un día se le fue la mano con la harina de maíz y la preparación resultó demasiado espesa. Desesperada porque el presidente estaba por llegar y, buscando una solución, dispuso el preparado en un recipiente y lo llevó al ''tatakuá'' (hoyo de fuego, horno de barro típico).
 Cuando llegó el presidente, muy temerosa, la ''maxú'' le presenta la fuente explicándole lo sucedido y él, con su magnanimidad acostumbrada le contestó: ''Bueno, vamos a llamarla sopa paraguaya''.
 Don Carlos probó aquello que ya no podía servirse con cuchara, sino con cuchillo y tenedor, pues al secarse al horno se había convertido en una torta salada, y le agradó muchísimo, tanto, que desde aquel día  en la residencia presidencial la ''maxú'' tuvo que cocinar religiosamente ''tykueti'' acompañado de la ''sopa paraguaya''.
 Años después , por iniciativa del Mcal. Francisco Solano López, en recepciones oficiales se servía la sopa paraguaya.
Puede que ésta sea la historia verdadera, puede que no, pero lo cierto e indiscutible es que este tradicional y folklórico plato paraguayo se ha convertido en toda una leyenda y en un símbolo emblemático del arte culinario nacional.''


 Una gran cantidad de recetas paraguayas son elaboradas a base de  harina de maíz, así que haré una breve síntesis sobre el maíz.

  De acuerdo con los botánicos, el nombre científico del maíz es Zea maus L. y le fue dado por el naturalista Linneo; la voz Zea significa ''causa de vida''.

El maíz  se domesticó en México hace 7 000 a 10 000 años y deriva de una gramínea de gran tamaño llamada teosinte.

El gran tamaño de la planta y de los frutos hace que el cultivo sea relativamente fácil, y por eso el maíz se convirtió rápidamente en el alimento vegetal básico de muchas culturas americanas antiguas. A la llegada de los españoles se plantaba y consumía el maíz en casi todo el territorio americano.

Colón llevó el maíz a Europa y al cabo de una generación ya se cultivaba en todo el sur de Europa.

El maíz en la actualidad es el tercer cultivo más importante del mundo, después del trigo y del arroz, y constituye el principal alimento de millones de personas en América Latina, Asia y África.

El maíz aporta proteínas, fibras, bastantes vitaminas (A, B1, B7, B9) y minerales (potasio, magnesio, hierro, fósforo y cinc).

La sopa paraguaya, al incorporar a la harina de maíz huevos, leche y queso, se convierte en un gran alimento.


 Como toda receta típica, cada casa o familia posee su receta o su manera de elaborarlo, yo les comparto la mía:
 Ingredientes:
4 huevos
120 ml de aceite (hay  recetas que llevan grasa de cerdo o mantequilla. Pero es más sano con aceite)
125 g de cebolla
350 ml de agua
500 g de harina de maíz (harina de maíz amarilla como para polenta)
1 1/2 cucharada de sal
250 g de queso Paraguay desmenuzado (queso blanco, sin mucho suero)
500 ml de leche (las cantidades de líquidos en la receta puede variar porque la absorción de líquidos no son iguales en todas las harinas)

Preparación:
- Picar la cebolla y llevar a fuego con los 350 ml de agua y la sal. Dejar hervir unos 5 minutos. Apagar el fuego y dejar enfriar un poco.
- Batir las yemas junto con el aceite.
- Agregar el caldo de cebolla con agua y el queso desmenuzado.Seguir batiendo.
- Agregar la harina de maíz alternando con la leche. Mezclar muy bien.
- Aparte, batir las claras a punto de nieve y mezclar muy bien, como si fuese un pastel. Rectificar la sal si hace falta.


- Colocar la mezcla en una fuente engrasada y llevar al horno por aproximadamente 50-60 min. o hasta que esté dorado y cocido.

 Se sirve en cuadritos como bocadito, como guarnición para acompañar carnes o como tentempié:



Me despido, con esta bella imagen, ''Esperanza chaqueña'' de la fotógrafa paraguaya Karina Diarte, que en su blog Naturaleza del Paraguay, plasma toda la belleza del Chaco paraguayo,(bello, a pesar de ser una de zona castigada por el clima).
Especial para amantes de la fotografía y de la naturaleza.


Y la palabra guaraní de hoy es:
Mitakuña pora (se pronuncia mitakuñá porá) o Kuñatai pora (cuñataí porá): ambos significan Muchacha bonita

 Fuente:
- Ñande Rembi'u, colección de 15  fascículos del diario Última Hora, con la participación de Marietta Villamayor y asesoramiento de María de los Ángeles de Villamayor.
- La cocina y los alimentos de Harold Mc Gee, pag 502-507,
- Comidas sanas para sus hijos, Editorial el Ateneo.
- La cultura del maíz, Felipe Solís, Editorial Clío.
- Las técnicas del chef, Le Cordon Bleu, pag 175
- Botanical-online, Propiedades del maíz
- Wikipedia, La enciclopedia libre



86 comentarios:

  1. Qué original!!! No la había visto nunca, ¡no dejarás de sorprenderme!;)

    ResponderEliminar
  2. a veces esos errores son los que marcan la historia en una gran receta!
    Me encanto el escrito que compartiste, sobre el inicio de esta sopa, ya tendre que probar!
    Un abrazo !

    ResponderEliminar
  3. Me gusta saber la historia detrás de recetas tradicionales tan interesantes como la sopa paraguaya. Luce exquisita!! La combinación de queso y maíz siempre es un éxito.
    un besito,

    ResponderEliminar
  4. Pero si parece un bizcocho!!!nunca lo había visto ni oido!!! la bandeja de cerámica me encanta!!!!Bss

    ResponderEliminar
  5. Lenda, no tengas dudas de que esta sopa paraguaya la voy a preparar, me parece delicioso todo lo que venga con maíz, más con ese queso, como el feta que usamos aqui, sin dudas será un plato de casa.
    Gracias por esta receta, yo creo que la historia puede ser verdadera, pinta al menos.
    Besos!!

    ResponderEliminar
  6. Mitakuña pora, mitakuña pora! Qué deliciosa tiene que estar la SOPA PARAGUAYA! Una entrada muy amena muy bien presentada y me encantan esos palos de rosa, bueno eso parecen, siempe me han gustado mucho. Gracias por compartirnos tu receta familiar, un tesoro Gaby

    ResponderEliminar
  7. que curioso¡¡ y yo buscando en la entrada la sopa con cuchara jejejej...muy original,voy apuntarla porque me gustaría prepararla mm
    Besito de los MOL guapa

    ResponderEliminar
  8. Tiene que estar deliciosa. Esta es de esas recetas que hay que probar.
    Biquiños

    ResponderEliminar
  9. Mitakuña pora: qué linda receta, el plato de cerámica me encantó :) y entonces en Paraguay usan el maíz amarillo y nosotros el blanco? es así? es decir, cultivan más el amarillo? aquí ¿cómo compras ésa harina? ¿usas la de la polenta?.
    Ésta receta me encantó amiga... la voy a hacer , no hoy pero la tengo apuntadísima ok? me encantó!!!

    ResponderEliminar
  10. Ah , la foto está hermosísisma qué hermosos colores, el árbol rosa , el amarillo del pasto y azul del cielo, primorosa...
    Gracias

    ResponderEliminar
  11. perdón, perdón... los monitos de cerámica están hermosos también, ahora sí me voy :)

    ResponderEliminar
  12. Gracias por pasar!

    Pily amiguita, si, el maíz que se usa en Paraguay es el amarillo. Busca harina de maíz PAN la que se usa para arepas. Si no encuentras me avisas yo te puedo enviar.
    besos

    ResponderEliminar
  13. Me ha encantado esta receta y seguro que la hago...
    Aquí, en Cantabria, se usaba mucho la harina de maíz ya que no llegaba el trigo. Todos los molinos que hay(tanto de río como de marea de mar) era lo que molían.
    Nos gusta mucho esta harina, tanto para dulce como para salado, así que con ésta ...
    Un saludo y ... ¡qué bonita imagen!

    ResponderEliminar
  14. Es un placer descubfrir nuevos platos. Este ha sido delicioso y su historia también. La foto del árbol es maravillosa.
    Un post precioso.

    Besos,

    ResponderEliminar
  15. A mi el maiz, me fascina, cocinado mas que en tortillas, me parece delicioso!!

    Una sopa super original que yo no conocía y me encanta que lo compartas con historia, vistas y tu encanto natural Gaby.

    Besotes y buen fin de semana :D

    ResponderEliminar
  16. Como siempre Gaby me dejas sin palabras y con la boca abierta.....impresionante esta entrada, maravillo el relato, gracias por compartir parte de la cultura Paraguaya conmigo y gracias por esta original receta que no conocia, se ve exquita esta sopa!!!

    Un abrazo enorme y bravo cocinera!!!!

    ResponderEliminar
  17. Gaby, que deliciosa receta y que historia tan interesante, me encanta conocer el origen de los platos y su nacimiento, nos has regalado un delicioso pastel y un trocito de historia de Paraguay, ¡maravilloso!
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Me ha gustado tanto la sopa como la historia,que curiosa y original! Gracias al error que tuvo,nacio una gran receta.....las fotos son maravillosas.
    Besets.

    ResponderEliminar
  19. Ja,ja Gaby, yo ya estaba sacando la cuchara para esta sopa, cuando ví la foto......"algo no cuadra me dije", muy original y sorprendente....me lo apunto.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  20. Gaby muy original, me encanta que nos introduzcas con la receta con su historia. Un besazo + Feliz Fin de Semana, Teresa

    ResponderEliminar
  21. algo nuevo! Me gusta mucho la receta y historia. Besos de Polonia :)

    ResponderEliminar
  22. La foto es espectacular y la sopa se ve muy rica (al ver el título, pensé que era líquida, jajaja) contudente.

    Besos

    ResponderEliminar
  23. pues tu sopa solida me ha dejado con la boca abierta!tiene una pinta espectacular!me encanta conocer platos tipicos de otros paises!besotes

    ResponderEliminar
  24. Curioso pero no por ello menos apetitoso, se me cae la baba literalmente jejeje me gusta todo, todito en la receta y la fotografia ultima tambien un bello paraje sequito y bello. Gracias por la receta!

    ResponderEliminar
  25. Al principio pensé que te habías equivocado jaja ... sopa y yo veo como un pastel o pan y claro al seguir leyendo ya me he dado cuenta de porque se llamaba así, es curioso el nombre y la historia pero me ha gustado mucho y gracias a ti por compartirlo
    mil besosssss

    ResponderEliminar
  26. Oh mamma! Cosa sarà questa delizia? E' la domanda che mi sono fatto appena ho aperto la tua pagina e mi sono visto sotto gli occhi questo piatto così invitante. Poi ho attivato il traduttore ed ho scoperto che si tratta di una torta salata a base di mais... Slurp! E' proprio da provare :-)

    ResponderEliminar
  27. conozco esta sopa y doy fe de que es muy rica. y sí, la primera vez que la vi no me cuadraba su nombre... yo esperaba algo un poco más líquido, jeje

    ResponderEliminar
  28. Hola graviela cuanto tiempo, estoy no perdida, perdidísimaaaa... jejeje bueno he venido a saludarte y a llevarme un trocita de esa maravilla...
    Besitos

    ResponderEliminar
  29. Mitakuña pora, que bien te ha quedado esta entrada! Gracias por compartir tus recetas y tu cultura, si de documentar platillos e historia se trata, eres mi favorita! Tu sopa esta muy apetecible y las fotos geniales, me encanto todo. Un beso.

    ResponderEliminar
  30. GAbriela!! Y yo que te iba a preguntar cuándo subías la receta de la Sopa Paraguaya! no puedo creerlo, vengo a visitarte y aquí estaba, esperándome, qué cosa más rica. Y qué bella la foto de los arbolitos , bessitos

    ResponderEliminar
  31. Me encanta leerte, aprender cosas nuevas, me parece maravilloso.
    La receta tiene que estar buena, a pesar de que al leer sopa no me imaginaba que fuera una preparación sólida.
    La foto es preciosa.
    Besos.

    ResponderEliminar
  32. Sorpresiva y maravillosa la entrada y la receta. Tan sólida la fuente como la presentación final de la sopa.
    Me encantó desde todo punto de vista, creo que eres una auténtica Mitakuña pora.

    ResponderEliminar
  33. La verdad que al principio pensé que te habías confundido al poner la foto. Que chula receta, me la llevoo0o!!!, los ingredientes y la forma de hacerla me ha llamado mucho la atención.
    Me encantan estas historias con las que nos metes en las recetas... y esa fotaza del final!!!
    Un beso guapa!!!

    ResponderEliminar
  34. Me ha encantado tu entrada!! la explicación es muy interesante y desde luego con el nombre nunca hubiera dicho que no se trataría de un plato de cuchara :)) un besito

    ResponderEliminar
  35. qUE LINDO ES APRENDER COCINA Y COMPLEMENTARLAS CON LINDAS HISTORIAS...ME ENCANTO ...YO VIVO EN BUENOS AIRES Y UNA AMIGA PARAGUAYA QUE NO CONSIGUE EL QUESO PARAGUAYO LO HACE CON QUESO MAR DEL PLATA RAYADO...BESOS

    ResponderEliminar
  36. Muchas gracias a cada uno de ustedes, de verdad que valoro mucho el tiempo que me regalan para pasar y dejar sus comentarios, son muy amables, rohaihu!!!
    besos

    ResponderEliminar
  37. Ay Gaby que has dejado a todos con la cuchara en la mano jeje...deliciosa sopa....la he comido infinidad de veces cuando era pequeña,ya sábes de mis vecinos paraguayos.Las recetas con harina de maíz son tan ricas y así con queso,ideales.
    Una entrada interesante llena de historia.

    Besotes

    ResponderEliminar
  38. Interesante receta por su historia y su sabor!!.....ya imagino es una delicia!!......super interesante.....seguro un sabor que me encantara!.......Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  39. Que bonitas son las historias que apoyan a una receta tradicional.
    La Sopa paraguaya se ve muy interesante, casi parece un bizcocho de manteca, y desde luego con una ración de esta sopa, uno está listo para pasar bien toda la mañana.
    Saludos Mitakuña

    ResponderEliminar
  40. Guauuu yo también me he quedado con la boca abierta !!! No conocía la receta y me ha parecido de lo más interesante.
    Muchas gracias por compartirla
    Besos

    ResponderEliminar
  41. Que entrada tan bonita Gaby !! ,me gusta mucho todas estas recetas que estas publicando de tu tierra. Sin duda espero hacer esta sopa muy pronto para acompañar a un segundo plato . De la foto última decirte que Muchas Gracias ! Es preciosa .
    Besos y buen Domingo. Adelina.

    ResponderEliminar
  42. Gaby, estoy disfrutando mucho con cada una de estas entradas dedicadas a la cocina de Paraguay, tan desconocida para nosotros y tan interesante. Y no solo con la receta sino con las historias y las referencias al guaraní. Me ha llamado la atención que también en Paraguay se utilice maíz amarillo. Aquí, en el País Vasco, el maíz simpre es amarillo. Antiguamente era la base de la alimentación, pero hoy en día, lamentablemente, se ha perdido esa costumbre.

    Muchas gracias y un abrazo,
    Nikk

    ResponderEliminar
  43. Que historias tan bonitas nos cuentas Gaby. Es muy interesante conocerlas para apreciar bien el plato. me encantó y enseguida se lo enseñe a la chica Paraguaya que hay en casa. me encanta saber también estas palabras que nos muestras en Guaraní. Un beso enorme y gracias por compartir esos platos tan especiales.

    ResponderEliminar
  44. que receta mas rica y que historia. Me gusta estas entradas. Bss y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  45. gabriela todo lo que haces es tan original? jajaja besos

    ResponderEliminar
  46. Es muy diferente.
    Ya la conocia.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  47. Conocía la sopa paraguaya por la gran inmigración paraguaya que hay en nuestro país. Aunque nunca la probé y tu receta me viene fenomenal. Las historias detrás de las comidas me fascinan, tanto como probarlas. Todo tiene otro sentido, mientras lo hacemos y mientras lo comemos también. Me gustaría probar con el queso orginal. Voy a ver si lo consigo en el mercado de Liniers. Muchas gracias por compartirla!
    Cariños

    ResponderEliminar
  48. qué bien, así la podrán tomar los celiacos ;)

    SAlu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.blogspot.com

    ResponderEliminar
  49. Qué interesante receta! En casa, nos encanta todas las comidas con maíz, tengo que probarla!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  50. Una historia muy interesante Gaby que lindo que las compartas con nosotros, que delicia de receta como todas las que nos presentas de tú lindo país, mil gracias amiga lindo domingo.

    ResponderEliminar
  51. anda que curioso. apuntado para probarlo

    ResponderEliminar
  52. Curioso, entro y me encuentro esto. Maravilloso, un bollo que no conocía y que ya no olvidaré. Tengo harina de maíz por la despensa, una pregunta ¿el queso con sabor fuerte y presente o ténue y ligero?

    Gracias.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  53. confieso que tengo una debilidad por los colores cálidos, el dorado de un atardecer en los campos, el intenso rojo de un lápiz labial..(aunque no me anime a usar), el naranja en el iris de un amazona aestiva, y ese amarillo que suelo ver en el centro de las flores, la imagen de tu sopa y la asadera a motas es capaz de abrigar en la distancia a los miles de compatriotas que dejaron Paraguay...hermoso el contenido de esta entrada.

    ResponderEliminar
  54. Gracias por pasar y leer, gracias por sus mensajes.

    Carlos, el queso Paraguay es queso blanco y se puede decir que es un sabor intermedio.No es muy suave y tampoco muy fuerte, se derrite pero no mucho como un muzarella. Espero encuentres uno que se acomode a mi descripcion.
    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  55. Ah Gaby, venía corriendo a ver la nueva palabra guaraní, bonita mía, que hermosas historias nos cuentas y qué sensibilidad más extraordinaria tienes. Eres realmente un regalo.
    Qué sopa más rica. Creo de todas formas que cualquier cosa que hagas, con tus manos, tiene que ser deliciosa.
    Un beso grande kuñatai y gracias.

    ResponderEliminar
  56. Gabriela me ha encantado esta receta.... además es sin gluten así que la podría comer estos días.... me viene genial!!!
    La apunto para prepararla en cuanto pueda.
    Un besote.
    Lau.

    ResponderEliminar
  57. muchas gracias por contarnos estas maravillas

    ResponderEliminar
  58. Un estupendo relato. La sopa ???? Muy muy rico este plato, seguro que el sabor me gustaría. Besos.

    ResponderEliminar
  59. Que rico!!!!!!!!!!!! gracias por regalarnos esta receta y su historia! me fascina la sopa paraguaya!!!

    besos!!

    ResponderEliminar
  60. Y yo que venia con la cuchara.... que original es como un bizcocho....
    Me gusta leer tus historias, nos documentas tan bien, venir a tu cocina es venir sin prisas.
    Besos

    ResponderEliminar
  61. Buenos días mitakuña...vaya sorpresa de sopa!muy interesante la entrada.
    Me quedo viendo un ratito el bello paisaje paraguayo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  62. Couldnt agree more with that, very attractive article

    ResponderEliminar
  63. Es curiosa la sopa paraguaya jeje, es sólida!!! Pero por los ingredientes y la pinta que lleva seguro que esta deliciosa!

    Por cierto me encanta la fuente de lunaritos, es preciosa Gaby!

    Un besito guapa!

    ResponderEliminar
  64. Que placer venir a verte querida Gaby!, me encanto la historia (cierta o no) de la sopa Paraguaya..solida y con un aspecto excelente!
    Aprendo mucho contigo amiga!!!..no cambies nunca!!!!
    Mil cariñitos llenos de amor!!!!

    ResponderEliminar
  65. Es un plato tradicional muy original! Esta interesante la sopa, asi que Gaby,kuñatai pora, no dudo en probarla.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  66. Si que es una forma muy original de hacer una sopa, aunque realmente solo tenga de sopa el nombre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  67. Hola!1 He encontrado tu blog y me encanta. He decidido quedarme contigo. Es el primero que encuentro de cocina Paraguaya.

    Si deseas puedes visitarme
    http://laadorablecocinadesandra.blogspot.com

    ResponderEliminar
  68. Siempre recordaré la primera vez que probé la sopa paraguaya, en un asado de unos amigos en Asunción y creyendo que era un bizcocho, me lo comí, y me sorprendió el sabor salado... jajaja.

    Luego me encantó, claro como buen paraguayo de adopción...

    bueno kuñatay te mando un beso desde Sanbernardino y el lago de Ypacaray.

    ResponderEliminar
  69. Me encanta que publiques recetas de tu tierra. A esta receta hasta se me antoja agregarle un chilito jalapeno picadito como para acompanar un caldo.

    Muy interesante esta receta, me intriga hacerla para ver que otras combinaciones se hacen.

    Saludos Guapa!

    Mely

    ResponderEliminar
  70. Que rica tiene que estar! y como siempre ¡ Que historia tan bonita!
    Muchos besos
    Rosa

    ResponderEliminar
  71. No es la primera vez que veo una receta de sopa sólida, pero esta, sin duda, tiene una pinta exquisita. Muy, muy apetitosa!!! Habrá que probarla!

    Besos!
    La Taula d'en Bernat

    ResponderEliminar
  72. Me parece una receta exquisita y me ha recordado a la tortilla española, no se por qué, quizá porque es uno de esos platos que siempre te saca de apuros....y además es original..no tardaré en probarla....

    Un saludo!!!

    ResponderEliminar
  73. Gabriela que linda la historia con la receta de la sopa paraguaya, yo la he probado y me encanta!!!!, aca te mando algunos datos del matambre,
    Matambre: En Argentina, Bolivia y Uruguay es la carne de vaca o de cerdo que se encuentra entre el cuero y el costillar. En España no tiene equivalente, caucara falda dorada (Ecuador), fralda (Brasil), sobre barriga ( Colombia), malaya (Chile y Perú), suadero/fresada (México) y rollo de res (Venezuela) un abrazo Marlis

    ResponderEliminar
  74. Muchas gracias por sus comentarios :)

    Marlis, sos un amor! gracias querida!
    besos

    ResponderEliminar
  75. Hola Gabriela! gracias al blog de Apicius di con el tuyo, que buenas recetas! la sopa Paraguya sensacional
    ahora cuando hablas de queso Paraguay me podrias orientar, ya que soy de argentina y no se como cual de aqui seria, sera ricota? saludos y gracias por compartir estas delicias!

    ResponderEliminar
  76. Hola Paula! bienvenida..
    El queso Paraguay es un queso blanco, pero no demasiado fresco.
    Sé que personas que viven en Argentina lo reemplazan por queso mar del plata o queso cuartirolo..
    Espero lo prepares y me cuentes.
    besos
    Gaby

    ResponderEliminar
  77. Qué bonitas son estas entradas con anécdotas. Puede que como tu dices no sea verdad, pero ya conoces aquel dicho que reza algo así como, "si no es verdad, al menos, que sea bonito" :-)...si algo tiene la historia gastronómica es que está plagada de curiosidades como esta y seguro que son más ciertas cuanto más inverosímiles o sencillas, verdad? :-) muchas gracias por contárnoslo!

    un beso muy fuerte preciosa ;-)

    ResponderEliminar
  78. Marietta Villamayor14 de julio de 2011, 14:57

    Hola Gabriela...Soy Marietta Villamayor, la autora del material de la Sopa Paraguaya que publicaste en tu blog...Me emocioné al leerlo y te agradezco que hayas colocado la fuente...Soy Nutricionista y Chef Hago muchas cosas relacionadas a mi profesión y una de ellas es escribir.Vengo de una flía. dedicada a la gastronomía, María de los Angeles es mi mamá y una de las pioneras de escuelas de cocina en Paraguay...Es notable pero en 2 o 3 semanas está saliendo la edición nueva y aumentada de "ÑANE REMBI'U" en dónde cuento otras historias familiares, entrevistas,investigación y por supuesto nuestras recetas... me encantaría hacerte llegar un ejemplar si me indicás a dónde. Te dejo mi mail: villamayor.marietta@yahoo.com.ar
    Espero te llegue este mensaje...un abrazo fraterno...y me encató tu blog...!!!

    ResponderEliminar
  79. Encantada con tu visita Marietta, muchas gracias por tus palabras! es un honor tenerte por aqui.

    Te escribo ahora mismo a tu correo.
    besos
    Gaby

    ResponderEliminar
  80. Hi there, I found your blog via Google while searching for a related topic, your site came up, it looks good.

    ResponderEliminar
  81. Maiteí Gabriela! antes que nada te felicito por el talento y amor al arte culinario pero sobre todo porque a través de tu espacio das a conocer al mundo entero las maravillosas tradiciones costumbres y cultura de nuestro querido Paraguay, te escribo desde Asunción y por casualidad nomás encontré tu blog. MARAVILLOSO!mi marido es italiano y se volvió adicto a la sopa y a la chipaguazú, practicó tanto que cada fin de semana se dedica a cocinarlas porque acompañan de manera excelente las pastas!deberían probarlas en lugar del pan con las pastas. Aguyjé!Un abrazo y bendiciones!

    ResponderEliminar
  82. Hooola Gumarela!! yo ''ningó'' me pongo tan contenta cuando me dejan mensajitos y más cuando es de mi paisana!..
    Mil gracias por tus palabras y aqui sos bienvenida te espero siempre
    un besote
    Gaby

    ResponderEliminar
  83. Hasta hoy dia me pregunto como me pude perder de esta receta? yo decía que nunca me saldría bien una sopa paraguaya, pero llego el día en que Gaby me remontó a esta receta, solo puedo decir que es. INIGUALABLE, y que no la cambio por ninguna otra receta de sopa paraguaya, apenas la saque del horno desapareció de la asadera............

    ResponderEliminar
  84. Mitakuña pora, che doctora:
    Es grato leer como siempre sus artículos, estimada Gabriela. Es grato evocar el recuerdo del mariscal Solano López a quien argentinos (no todos, por cierto) y brasileños han maltratado con injusticia y alevosía.
    Le cuento que en un tiempo solía comer en un restaurante naturista en el Centro de la Ciudad de Buenos Aires. Allí ofrecían una sopa paraguaya deliciosa.
    Busqué y busqué, pero hasta que leí este texto no sabía como validar la autenticidad de las recetas que he encontrado en la internet.
    La historia que cuenta es verdadera aunque nunca haya ocurrido, como la historia de la invención bonaerense del dulce de leche.
    ¡Ah! A los que no somos paraguayos, pero nos encanta la dulce melodía del idioma guaraní, les digo que si se refieren a Gabriela cuando dicen mitakuña, no se olviden del pora.

    ResponderEliminar
  85. Gabriela,

    estoy buscando recetas para esta Semana Santa, y al ver tantas guapezas culinarias no puedo dejar de pensar que das realmente fe de la kuña Paraguay...kuña guapa de veras!

    Un placer leer tus recetas...

    Saludos desde Asuncion

    ResponderEliminar
  86. Interesante historia del origen del nombre :)

    ResponderEliminar